Imagen de la verja desprendida y el desperfecto causado en el coche / Plataforma 'podemos recuperarlo'

Susto en el Rico Pérez: cae una verja del estadio y rompe la luna de un coche

El recinto es propiedad del Instituto Valenciano de Finanzas (IVF), aunque desde la Generalitat dejan claro que el encargado del mantenimiento es el club

Alejandro Hernández
ALEJANDRO HERNÁNDEZ Alicante

Una verja del Rico Pérez se ha desprendido durante estos días por el viento y ha roto la luna de un coche. Esta vez, solo ha habido que lamentar daños materiales, pero se roza la desgracia.

El estadio está en ruinas, no es la primera vez que una parte del recinto se desprende. En 2013, antes de un entrenamiento, parte de la estructura de una de las torres de focos del Rico Pérez se vino abajo y quedó suspendida en el aire, lo que requirió la intervención de los bomberos.

Al parecer, hasta que no ocurra una tragedia, nadie va a hacer nada. El propietario del estadio, el Instituto Valenciano de Finanzas (IVF), despeja balones fuera y aclara que el encargado del mantenimiento es el Hércules.

La plataforma de aficionados 'Podemos Recuperarlo' ha publicado varias fotos donde se aprecia cómo ha quedado el cristal del vehículo y el tamaño de la verja, que de haber caído un día de partido, podría haber acabado en una desgracia.

Esta agrupación de aficionados herculanos, con el dinero recaudado a través de un crowfunding, plantó dos grandes vallas publicitarias -en las inmediaciones del estadio y de la estación de Renfe- para exigir la marcha del máximo accionista del club, Enrique Ortiz.

También repartió petos con mensaje contra el máximo accionista y fueron visibles en la San Silvestre, en el partido de Copa del Rey entre el Intercity y el FC Barcelona, y en el último partido disputado en casa contra el filial del Mallorca.

El Rico Pérez, propiedad del Instituto Valenciano de Finanzas (IVF), está en un estado lamentable. TodoAlicante ha consultado al propietario del estadio sobre la situación del campo. El instituto ha asegurado que el encargado del mantenimiento del estadio es el Hércules. Unos por otros, al final, la casa sin barrer.

Imagen de la verja caída y de los daños causados / Plataforma 'Podemos Recuperarlo'

El campo, al que cada dos semanas acuden varios miles de aficionados, está en un estado de abandono, como el club, cuya gestión en los últimos 23 años deja mucho que desear.

El Rico Pérez es un estadio de primera división, por historia y por aforo -29.500 espectadores-. Es más grande que diez campos de la LaLiga, pero solo se adecenta cuando llega algo especial, como por ejemplo, el partido del centenario que enfrentó el pasado 19 de octubre a leyendas del club alicantino y de la selección española.

Las redes se han inundado de mensajes de cabreo y consternación. «Hasta que no pase una desgracia no se tomarán medidas», avisa uno de los usuarios. Otro deja claro que «además de vergonzoso es peligroso» y pide que «se lo hagan mirar, del primero hasta el último».

La Generalitat quiere convertir el estadio en el 'Arena Alicante', un recinto multiusos que servirá como espacio deportivo, cultural y de ocio. La empresa encargada será Eguesan Energy, domiciliada en Las Palmas de Gran Canaria, quien ganó el proceso de licitación para llevar a cabo este supuesto cambio que mejorará la salud del estadio, que lleva años en la UCI.