Borrar
Imágenes de la macrooperación policial que ha desmantelado la red criminal. P.N

Un anuncio desde Alicante destapa una organización que explotaba a mujeres vulnerables en Reino Unido

La red criminal llegó a coaccionar a una víctima en estado de gestación para que abortara | La macrooperación se ha saldado con la detención de 20 miembros que presuntamente integraban el entramado que obtenía unas ganancias de miles de libras a la semana

Viernes, 7 de junio 2024, 11:15

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Buscaban a mujeres en situación de vulnerabilidad por su dependencia a las drogas para explotarlas sexualmente durante todo el día y, en numerosas ocasiones, sin el uso del preservativo. Las controlaban y amenazaban para garantizar que cumplieran con las peticiones de los clientes y llegaron a coaccionar a una de las víctimas que se había quedado embarazada para que abortara y pudiera seguir manteniendo relaciones sexuales.

Así operaba una organización criminal que publicaba desde Alicante anuncios a través de una página web de contactos que publicitaba abiertamente la prostitución de mujeres, según ha informado la Policía Nacional. El entramado obtenía de la explotación en Reino Unido unas ganancias que ascendían a miles de libras a la semana y que transferían de manera ilegal a destinatarios en España.

Efectivos de la Policía Nacional, en una operación conjunta con agentes británicos de la National Crime Agency (NCA) y la Regional Organised Crime Unit (ROCU), han detenido a 20 personas que integraban la red criminal.

Lideraban la trama desde España

Los dirigentes de la red, que captaba a sus víctimas en países de toda Europa, utilizaban a las mujeres para ofrecer servicios sexuales en Reino Unido, lo que les reportaba elevadas ganancias. El líder de la organización y su familia residían en España, desde donde controlaban el ejercicio de la prostitución y los pagos por los servicios sexuales a distancia. Mantenían un alto tren de vida con los beneficios obtenidos a través de la explotación sexual.

La explotación se producía en locales controlados por la organización o incluso en alguna ubicación a elección del cliente. Desde Reino Unido, dos integrantes de la red gestionaban a los conductores que trasladaban a las víctimas. La organización transfería periódicamente los beneficios de su actividad delictiva a destinatarios fuera del Reino Unido, en España.

La investigación se inició al detectar un entramado que ofrecía servicios sexuales como agencia de acompañamiento en Reino Unido y cuyos líderes se encontraban en España, detectando que los presuntos implicados adquirían propiedades inmobiliarias en nuestro país con los beneficios que obtenían de su actividad criminal.

La macrooperación policial ha culminado con el arresto de 20 individuos, dos en Madrid y 18 en Reino Unido, como presuntos responsables de los delitos de trata de seres humanos, relativo a la prostitución, blanqueo de capitales y pertenencia a organización criminal.

Además, los efectivos han realizado cuatro entradas y registros, dos en Alicante y otros tantos en la capital de España en los que se han intervenido más de 4.000 euros en efectivo, diez teléfonos móviles, seis ordenadores, tablets, tarjetas bancarias, joyas y documentación relacionada con la investigación.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios