Borrar
Un camarero en un local de Alicante. Shootori
El problema de la estacionalidad en la hostelería alicantina: 22.000 empleos de diferencia entre enero y agosto
Empleo

El problema de la estacionalidad en la hostelería alicantina: 22.000 empleos de diferencia entre enero y agosto

El sector registra un 30% menos de trabajadores a principios del año comparado con el punto de más cotizantes, que coincide con plena temporada estival

Domingo, 28 de abril 2024, 07:27

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Aunque la provincia es rica en sectores productivos, el turismo destaca como la punta de lanza de su industria. La dependencia de Alicante de esta actividad condena al territorio a arrastrar una cota de estacionalidad laboral superior a la media española.

Según datos del Instituto de Estudios Económicos de la Provincia de Alicante (Ineca), en 2023 la estacionalidad laboral en España marcó un 5%, mientras que en Alicante superó el 7%. Un dato que si bien se ha mejorado en los últimos años, sigue sin ser suficiente, especialmente en sectores como la hostelería, que es la tercera actividad que más cotizantes registra en la Seguridad Social.

Y es que los empleos relacionados con esta rama dependen en gran medida de las temporadas altas y de los meses en que más visitantes se desplazan a la Costa Blanca. Así pues, las diferencias entre el pico más bajo de afiliados y el más alto de 2023 se antoja preocupante. Según datos del Ministerio de Trabajo, el sector empleó a más personas en agosto, a unas 96.475, mientras que en enero del pasado año la cifra rondaba los 74.799.

Una diferencia del 29% o, lo que es lo mismo, en enero había trabajando en el sector 22.000 personas menos que en plena temporada estival. Es, sin duda, la actividad más perjudicada por la estacionalidad laboral, aunque en los últimos años el sector servicios continúa apostando por reducir su dependencia de los meses fuertes.

Según datos de Ineca, el porcentaje de estacionalidad laboral en la hostelería alicantina se ha ido reduciendo, aunque sigue sin resultar suficiente. Por ejemplo, en 2011 alcanzó el máximo de las últimas dos décadas, con un 45% de diferencia entre el mes con más cotizantes y el que menos. Si se retrocede a los tiempos de antes de la pandemia, en 2015 el porcentaje estaba ya en torno al 37%.

«Tenemos una deficiencia de los recursos durante parte del año que no son utilizados», explica el director de estudios de Ineca, Francisco Llopis, quien incide en que Alicante «tradicionalmente sigue teniendo más estacionalidad que en el conjunto de España».

El dato

La diferencia de cotizantes entre enero y agosto es de 22.000 personas en la hostelería alicantina

Seguridad Social

Por su parte, el presidente del instituto, Nacho Amirola, explica que «tienes una infraestructura creada pero durante periodos del tiempo no funciona, es decir, tienes una inversión realizada pero no la tienes produciendo». Amirola detalla que no es solo la diferencia entre meses de trabajadores, sino que también hay una preparación previa de los mismos, «hay que formarlos, contratarlos...».

Por ello desde Ineca instan a seguir con la estrategia de desestacionalización del turismo: «Hay que intentar buscar otros mercados y otro tipo de turismo, no solo sol y playa, para potenciar la hostelería y hacer que las plantillas sean más homogéneas», explican.

La estacionalidad en otros sectores

El problema de la estacionalidad no es exclusivo a la hostelería. Otras ramas como la educación se ven muy afectadas y pierden cotizantes en la Seguridad Social, especiamente durante los meses de verano. Así pues, en agosto había 11.000 afiliados menos que en noviembre de 2023 y registró el pasado año una diferencia del 30%, eso sí, muy lejana al 50% alcanzado en el 2018.

La industria manufacturera también es otra que, a pesar de haber rebajado su estacionalidad hasta el 5,8%, sectores tradicionales y de vital importancia para Alicante como el juguete o calzado, siguen dependiendo en demasía de las denominadas temporadas, como las navidades, en el caso del primero. Otros, como la banca o la agricultura, no cambian prácticamente durante el año.

En azul, Alicante, en naranja, España.
En azul, Alicante, en naranja, España. Ineca

En este sentido, desde Ineca insisten en la necesidad de la «diversificación sectorial» para reducir la estacionalidad de Alicante, así como el «aumento de las empresas para reducir el impacto de esta en la economía global alicantina». En este sentido, Amirola asegura que es necesario «no olvidarse de otros sectores a pesar de tener dos palancas muy potentes como son el turismo y el sector inmobiliario« y pide »ayudar a los tradicionales a crecer con la misma fuerza«.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios