Borrar
A juicio por violar a su pareja e intentar cortarle el cuello con una tarjeta en Málaga

A juicio por violar a su pareja e intentar cortarle el cuello con una tarjeta en Málaga

La Fiscalía pide 13 años de cárcel para el acusado, que supuestamente propinó una paliza a la mujer, la humilló y la vejó

Juan Cano

Málaga

Viernes, 19 de mayo 2023, 18:36

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Un hombre se sienta este mes en el banquillo para enfrentarse a una petición de condena a 13 años de cárcel acusado de violar a su pareja, darle una paliza e intentar cortarle el cuello con su tarjeta sanitaria.

Todo comenzó el 27 de noviembre de 2020. El hombre, que llevaba seis meses de relación con la víctima, comenzó a golpearla «sin mediar palabra» durante toda la noche «en diferentes partes del cuerpo», según el escrito acusatorio de la Fiscalía de Málaga.

Al día siguiente, cuando ella fue al baño a ducharse, su compañero sentimental presuntamente la acorraló, la golpeó con un palo de fregona y utilizó ese mismo objeto para violarla.

La Fiscalía sostiene que la finalidad del acusado era de «humillación, dominación, subordinación y cosificación», ya que mostró un «expreso desprecio hacia su género femenino.

La agresión con el palo la hizo caer al suelo, herida, gritando de dolor y pidiendo auxilio. El hombre aprovechó esa situación para, presuntamente, darle patadas, puñetazos y tirones de pelo.

La mujer salió del baño con una toalla y se tumbó en la cama para intentar recuperarse del ataque. Entonces, el acusado se abalanzó sobre ella y, siempre según el escrito acusatorio, intentó cortarle el cuello con su tarjeta sanitaria. Tras ello, el hombre se marchó del domicilio.

La víctima aprovechó esa circunstancia para llamar al 112 y contar la agresión que acababa de sufrir. Los operadores del servicio de emergencias enviaron una ambulancia para atenderla.

Mientras la mujer era atendida dentro del vehículo sanitario, el procesado «aporreó la puerta» de la ambulancia mientras gritaba que le diera las llaves de casa «con ánimo de agredirla de nuevo».

Para la Fiscalía, los hechos descritos constituirían dos delitos de lesiones y uno de agresión sexual, con la circunstancia agravante de discriminación por género.

Por todo lo anterior, el Ministerio Público solicita una condena a 11 años de cárcel por la agresión sexual y 24 meses -en total- por los dos delitos de lesiones, a los que hay que sumar la prohibición de portar armas durante tres años.

La Fiscalía insta al tribunal a que imponga al acusado una orden de alejamiento no inferior a 500 metros, así como la prohibición de comunicarse con ella durante un periodo de 22 años.

También pide que el procesado indemnice a la víctima con la cantidad de 6.000 euros por los daños morales, a los que habría que sumar el periodo de tiempo que tardó en curarse de las heridas y, de éste, los días en los que estuvo impedida para sus quehaceres habituales.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios