Borrar
La autora del libro, Antonia Rodenas, junto al doctor Miguel Perdiguero durante una presentación en Villena. TA
La tragedia convertida en cuento infantil

La tragedia convertida en cuento infantil

La obra 'De nombre… Mariola' relata la historia real de una donante pediátrica para ayudar a las familias que afrontan este trauma

Pau Sellés

Alicante

Jueves, 27 de junio 2024, 16:52

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

La escritora villenera Antonia Rodenas ha afrontado un reto mayúsculo con la obra 'De nombre…Mariola'. Unas pocas líneas ayudan a entender el calado emocional del libro. «Un día, Mariola se sintió mal y empezó a tener mucha fiebre, tanta que en casa no sabían qué hacer. La llevaron al hospital, pero allí tampoco podían bajar su temperatura. El corazón latía rápido, a cien por hora y mucho más. Y en un momento pum. Su corazón se paró». El libro de cuño alicantino aborda la muerte infantil, un tema para nada habitual en la literatura para niños, pero que tratado con sensibilidad, puede ayudar a visibilizar esta traumática realidad.

La obra ilustrada cuenta la historia real de la pequeña Mariola, una alicantina que tras su muerte se convirtió en donante pediátrica. Su caso es parte del 2% que este tipo de donaciones suponen respecto al total en nuestro país. Un porcentaje bajo, y que en cifras absolutas, se traduce en las 16 donaciones pediátricas que durante la última década se han llevado a cabo en el Hospital General Dr. Balmis de Alicante.

Una de las páginas del libro, ilustrado por Eva Sánchez. TA

La idea de escribir un libro infantil sobre esta dolorosa realidad nació del doctor Miguel Perdiguero, jefe del servicio de trasplantes del hospital alicantino. «Escribir una obra así era una apuesta arriesgada, pero el resultado ha sido fantástico. Es una herramienta para las familias que encaran este trance; les puede ayudar a pasar el duelo con más facilidad».

Rodenas aceptó la tarea a pesar de unas ligeras reticencias iniciales, y es que al hecho de no haber abordado hasta la fecha ninguna obra por encargo, se sumaba la propia naturaleza del mismo. «Me lo pensé mucho. Es una historia muy dura y al principio no sabía cómo encajarla». 

La obra resultante ha sido un proyecto de equipo, con la coautoría de la ilustradora Eva Sánchez, a quien la escritora conoció en 2016 durante una ceremonia de entrega de premios en Madrid. 

La pluma de una y el pincel de la otra han conseguido plasmar la historia «con sensibilidad, pero no de forma sensiblera», explica Rodenas, que coordinó el proyecto desde sus primeros estadios. Fue ella la encargada de recurrir al editor ibense Octavio Ferrero, que publicó el libro a través de la firma Degomagom. Para su maquetación, se contó con el trabajo de la ilustradora y diseñadora Paula Alenda. 

La escritora reconoce haberse apoyado mucho en el doctor Perdiguero para abordar el proceso creativo. «Quería ser fiel a la historia y no dejarme llevar por una catarata de emociones. Miguel me ayudó a filtrar pasajes de la historia para quedarnos solo con los que mejor servían a la propuesta literaria», explica Rodenas. El libro ya ha sido presentado públicamente en Villena, así como en la ciudad de Alicante, este 27 de junio, en la biblioteca pública Azorín. 

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios