Borrar
Un guardia civil inspecciona el techo del aseo de mujeres donde el detenido escondía una cámara espía. G.C

Grababa con cámaras ocultas imágenes íntimas de sus inquilinos, clientas y trabajadoras en Sax

El detenido escondía los dispositivos espía en el techo del aseo de mujeres del local de su propiedad y en diversas zonas de su vivienda

Miércoles, 5 de junio 2024, 12:23

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Un hombre grababa con una cámara oculta imágenes íntimas de sus inquilinos, clientes y trabajadoras en una vivienda y un local de Sax de su propiedad hasta que una de las víctimas lo descubrió. El perjudicado denunció los hechos ante la Guardia Civil que inició una investigación que ha finalizado con su detención.

Durante todas las actuaciones, los agentes han intervenido 12 ordenadores personales, otros tantos dispositivos de almacenamiento, 30 cámaras tipo espía, un videograbador y otros efectos informáticos. Tres de las cámaras simulaban detectores de humo y una estaba camuflada como una percha para colgar ropa. Tanto los ordenadores como los dispositivos serán remitidos para su posterior análisis.

Al detenido se le imputan los supuestos delitos contra la intimidad, la inviolabilidad del domicilio, la propia imagen y la revelación de secretos. Posteriormente, el Juzgado de Instrucción nº 2 de Villena ha decretado su puesta en libertad con medidas cautelares.

Hasta la fecha han interpuesto una decena de denuncias contra este individuo: dos procedentes de dos familias que habían vivido en el domicilio y ocho de trabajadoras que habían estado relacionadas con el negocio. La operación ha sido llevada a cabo por el Área de Investigación del Puesto de la Guardia Civil de Sax.

Imágenes de la operación.
Imagen principal - Grababa con cámaras ocultas imágenes íntimas de sus inquilinos, clientas y trabajadoras en Sax
Imagen secundaria 1 - Grababa con cámaras ocultas imágenes íntimas de sus inquilinos, clientas y trabajadoras en Sax
Imagen secundaria 2 - Grababa con cámaras ocultas imágenes íntimas de sus inquilinos, clientas y trabajadoras en Sax

La investigación comenzó en agosto del 2022 en un domicilio de Sax, cuando un inquilino durante la reforma previa a su mudanza descubrió cámaras escondidas en la propiedad. Tras el hallazgo avisó al propietario, quien las retiró. Posteriormente, el inquilino, antes de rescindir el contrato de arrendamiento, denunció los hechos ante la Guardia Civil.

Los agentes iniciaron diversas averiguaciones para obtener información sobre la propiedad y la persona que había arrendado el inmueble, manteniéndose alerta por si otra persona alquilaba la vivienda. En mayo de 2023, los agentes llevaron a cabo un registro exhaustivo en la vivienda, tras confirmar que una nueva familia había alquilado el inmueble. Durante la inspección, localizaron una nueva instalación de cámaras escondidas en la mayoría de las habitaciones, incluidos los baños.

Un cableado sospechoso

También descubrieron que desde la vivienda afectada salían diversas líneas de cables dirigidas a un inmueble colindante. Este cableado conectaba el domicilio con un establecimiento comercial, ambos vinculados a la misma persona: el regente del negocio, quien había arrendado la vivienda.

De inmediato, los agentes realizaron un registro en el establecimiento que conectaba con el inmueble. En el interior de uno de los aseos públicos utilizados por los clientes y trabajadoras encontraron dos cámaras ocultas en el techo de escayola.

El establecimiento tenía una habitación cerrada, la cual era únicamente utilizada por el presunto responsable y gerente del negocio. En su interior se localizó una caja fuerte con material con dispositivos de almacenamiento y medicación entre otros efectos. Además, se realizó un registro en la vivienda del detenido.

Durante estas actuaciones, los investigadores han contado con la Fiscalía de Alicante especializada en Criminalidad Informática, así como con el apoyo de la Policía Local de Sax en los registros.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios