Borrar
Ana Soria confiesa que tuvo que ir a terapia: «Recibimos un trato muy malo»

Ana Soria confiesa que tuvo que ir a terapia: «Recibimos un trato muy malo»

La almeriense y Enrique Ponce conceden su primera entrevista en televisión a Pablo Montos

Joaquina Dueñas

Miércoles, 24 de mayo 2023, 12:24

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La pareja formada por Enrique Ponce y Ana Soria va camino de cumplir tres años de relación. Tres años en los que, tras una inicial exposición en las redes sociales, decidieron retirarse del ojo público para alejarse de cualquier tipo de polémica. Ahora, con su noviazgo más que consolidado, han querido salir de nuevo a la luz y contar su historia de amor de la mano de su amigo Pablo Motos, a quien ofrecieron su primera entrevista en televisión.

Un encuentro en el que relataron cómo se conocieron, cómo vivieron el principio de su romance y en el que Ana Soria llegó a confesar que había necesitado terapia para superar «el maltrato» por parte de la prensa. «Yo tenía ganas de que la gente pudiera conocerme como soy», justificaba la almeriense. «Han opinado públicamente sobre mí sin conocerme. Hemos querido llevar la relación lo más privada posible, pero he aguantado mucho», aseguraba. «Llevamos tres años escuchando cosas que no son justas, que duelen, y tenía ganas de que la gente vea que soy una chica normal», exponía.

Una chica normal, estudiante de derecho, a la que un día se le cruzó en el camino un torero. Luego, mensajes a través de las redes sociales y el amor. «Fui a torear a Almería y estando en el callejón la vi en el tendido, ahí sentada, y dije ¡guau!», recordó Ponce, que en aquel momento no dudó en preguntar a un amigo si la conocía. Un flechazo mutuo a tenor de las palabras de ella: «Al principio, no me imaginaba que me estuviese mirando a mí, pero una amiga me dijo que sí, y hubo un momento en que cruzamos las miradas. Te prometo que sentí algo especial, con las luces, con el brillo en la mirada… Cuando me miró, el mundo se paró».

Eso sí, ni una palabra sobre la que fue su mujer, Paloma Cuevas, con la que el diestro estuvo casado más de dos décadas. Una condición que parece que puso la pareja para sentarse con el conductor de 'El Hormiguero'.

Cuando salió a la luz la relación llegaron los problemas: «Una parte de la prensa nos maltrató», aseguró ella. «Recibimos un trato muy malo, muy despectivo, faltándonos al respeto». Una situación que provocó que ella tuviera que recurrir a profesionales: «Alguien no está preparado para eso y me apoyé mucho en él, que a él siempre le da igual todo. Fui a terapia». Incluso llegó a dejar de lado los estudios, que ya ha retomado.

El programa sirvió para conocer más de cerca a esta pareja que revolucionó el mundo del corazón por lo inesperado de la separación del torero, que parecía tener uno de los matrimonios más sólidos del panorama social, y por la diferencia de edad, ya que él tiene 51 y ella 24. Nada de eso ha sido impedimento para salir adelante y Ponce no dudó en hacer una declaración de amor: «Ana es la mujer de la que estoy enamorado locamente por muchísimas cualidades humanas que ella tiene. Podría estar enumerando aquí… pero hay una que para mí sobresale por encima de todo y es el corazón tan grande que tiene y lo buenísima persona que es».

Si esta presentación en sociedad responde al deseo de convertirse en protagonistas de la actualidad para disfrutar de las mieles (económicas) que también puede traer la fama, el tiempo lo dirá.

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios