Borrar
Interior de la Bolsa de Madrid. Efe
La rentabilidad de las letras a un año cae a mínimos de junio

La rentabilidad de las letras a un año cae a mínimos de junio

Amadeus minimiza al 0,06% las caídas del Ibex-35, lastrado por Repsol, los bancos y Telefónica

Martes, 7 de noviembre 2023, 13:32

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El parón en las subidas de los tipos de interés por parte del Banco Central Europeo (BCE) se ha trasladado ya a las nuevas emisiones del Tesoro, especialmente en las de más corto plazo. El organismo dependiente del Ministerio de Economía ha pagado menos este martes por las letras a seis y doce meses que, no obstante, mantienen una fuerte demanda por parte de los particulares.

En concreto, las letras a seis meses se han colocado a un interés marginal del 3,747%, frente al 3,83% de la anterior subasta al mismo plazo. En total, el Estado ha colocado 1.002 millones de euros en este tipo de deuda, frente a los 2.736 millones solicitados. Es decir, la demanda ha duplicado de nuevo la oferta.

La caída en la rentabilidad también ha sido pronunciada en las letras a doce meses, que ha pasado del 3,876% de la subasta anterior al 3,63%, la más baja desde junio. En todo caso, el importe solicitado ha superado los 6.500 millones de euros, frente a los 3.269 millones finalmente adjudicados. De nuevo, los particulares vuelven a ser protagonista en la solicitud de estos títulos que, pese a la caída del interés, siguen siendo mucho más atractivos que los depósitos bancarios, ante la resistencia de las grandes entidades a mejorar la remuneración del ahorro conservador a través de plazos fijos.

La Bolsa, presionada por los grandes valores

En los mercados bursátiles, los inversores se resisten a activar el 'modo compra' y, tras una de las mejores semanas del año en términos de rentabilidad, mantienen la recogida de beneficios. El Ibex-35 despidió plano la sesión, con una caída del 0,06% hasta los 9.235 puntos. Podría haber sido peor de no ser por el empuje de Amadeus, disparada un 4,9% tras sorprender muy positivamente con sus cuentas trimestrales.

No obstante, el peso bajista de los bancos y de otros grandes valores fue mayor en el cómputo general de la Bolsa española, con destacadas caídas del 2,89% para Repsol después de que los analistas de Morgan Stanley hayan recortado su recomendación sobre la compañía de 'sobreponderar' a 'mantener', coincidiendo con una sesión de caídas en los precios del petróleo.

En concreto, el barril de Brent -de referencia en Europa- cede un 1,8% hasta los 83,5 dólares, mientras que el West Texas estadounidense cae por debajo de los 80 dólares.

Tampoco ayudó el descenso del 0,54% experimentado por Telefónica tras anunciar una opa sobre el cien por cien de su filial alemana. Los inversores esperan ya además los mensajes que el presidente de la operadora, José María Álvarez-Pallete, traslade al mercado durante el Día del Inversor que se celebra este miércoles, coincidiendo con la presentación de resultados de la compañía.

Atentos a la macro

Los resultados empresariales seguirán marcando la evolución del mercado, en un entorno en el que los inversores también siguen de cerca las referencias macro que se van conociendo, que siguen apuntando a una mayor debilidad de la economía en la zona euro.

«Ello está llevando a los analistas a revisar a la baja sus expectativas de resultados para muchas de las compañías cotizadas de cara al 4T2023, algo que suele pesar en el comportamiento bursátil de los valores afectados», indican los analistas de Link Securities en su informe diario.

En todo caso, el sentimiento del mercado siguye muy influenciado por el futuro de las políticas monetarias de los bancos centrales. Los inversores consideran que el proceso de alza de tipos estaría prácticamente acabado, mientras que empiezan a realizar sus apuestas sobre cuándo comenzarán las bajadas. «Los mercados de futuros dan una probabilidad del 85% a que la Reserva Federal (Fed) ha finalizado sus alzas de tipos y una del 80% a que comenzará a bajarlos tan pronto como en junio de 2024. Además, la probabilidad que dan estos mercados de futuros a que el BCE empiece a rebajar los suyos tan pronto como en el mes de abril próximo es del 80%», indican los expertos.

Estas expectativas de bajadas de tipos siguen siendo el principal catalizador potencial para que se produzcan nuevas alzas en los mercados de bonos y acciones en los próximos meses, a juicio de los analistas.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios