Borrar
Bloques de viviendas en construcción EFE/Miguel Ángel Polo
La falta de suelo y los costes de construcción disparan el precio de la obra nueva en Alicante
Vivienda

La falta de suelo y los costes de construcción disparan el precio de la obra nueva en Alicante

Las zonas costeras de la provincia han experimentado un incremento de sus actividades, pero la falta de stock ha provocado un aumento generalizado del valor de la vivienda

Lunes, 12 de junio 2023, 07:24

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El mercado inmobiliario de la provincia no es ajeno a la actual tendencia inflacionista de los precios. El territorio, el tercero más dinámico en operaciones de vivienda en toda España, está viendo como sus actividades se ven ralentizadas y, salvo los principales núcleos turísticos, el sector está experimentando un menor dinamismo, todo ello en plena tendencia de ascenso de los precios.

A la baja oferta de vivienda se le suma la alta demanda en la provincia. Municipios como Benidorm, Alicante, Torrevieja o Dénia han experimentado un incremento de demanda en el mercado de obra nueva , mientras que las zonas más del interior se encuentran algo estancadas, según el mapa urbanístico elaborado por la empresa Sociedad de Tasación.

Noticia Relacionada

Y es que el sector de la obra nueva se encuentra en un punto muerto. La demanda sigue ahí, pero el bajo stock, en parte por la escasez de suelo urbanizable han disparado los precios. Que también se han visto afectados por la subida de los costes de construcción, que alejan a los inversores para poner en marcha nuevos residenciales en la provincia.

Con una subida del precio entre el 2 y 4% desde junio hasta finales de año, el coste de construcción en las localidades del litoral alicantino se sitúa en torno a los 1.000 euros de media en la costa. Una cantidad que puede ascender hasta los 1.338 euros por metro cuadrado cuando se trata de la vivienda terminada.

Estas subidas, que han ido a más durante el año, se deben principalemnte a motivos como «la crisis energética, de transportes o la ralentización en los plazos de producción-fabricación«, explican desde Sociedad de Tasación. Motivos que han provocado un efecto dominó: los materiales de construcción se encarecen, y por tanto los precios de obra nueva.

El dinamismo del sur de la provincia

El sur de Alicante, en especial La Vega Baja y parte de l'Alacantí, han experimentado un repunte en la actividad constructiva. Localidades como Pilar de la Horadada, Alicante, Orihuela o Torrevieja han comenzado diferentes proyectos en parcelas ya agendadas.

Un repunte que podría ser mayor si no hubiese una falta de suelo vacante más que notable, según exponen desde la empresa, que asegura que «se registran pocas transmisiones». Una situación que propicia que el stock de viviendas disponibles disminuya por la creciente demanda y los precios, en consecuencia, se encuentren al alza.

La playa de Benidorm, repleta EFE/ Manuel Lorenzo

El tirón del turismo

El tirón del turismo tras la pandemia ha despertado al sector de la construcción hotelera, que ha recuperado su atractivo y su actividad, con «un claro intrés inversor por atraer un turismo de calidad y alto poder adquisitivo», explican desde la empresa Sociedad de Tasación.

De la misma manera, los inversores han puesto el ojo en la vivienda de obra nueva en zonas vacacionales y universitarias de la provincia para destinarla a alquilar y rentabilizarlas.

Dos de las localidades turísticas de la provincia por excelencia se libran de la ralentización promedio de la provincia. Alicante y Benidorm mantienen unos ritmos de venta elevados junto con subidas de precios. Todo ello con varias promociones de viviendas, tanto en la playa de San Juan, en la capital, como en el arenal de Poniente, en la Marina Alta.

Desde la Administración están intentando desbloquear terrenos para así poder aumentar el parque de vivienda disponible. Destaca el proyecto de Reparcelación del sector TO-3, en Torrellano, que permitirá unas 1.500 viviendas, o la Modificación del Plan Parcial del Sector 20 «La Hoya» en Torrevieja, que contempla más de 7.000 viviendas.

Todo apunta a que los siguientes meses seguirá la tendencia y será vital la apuesta por renovación de suelo y por desbloquar las construcciones para aumentar un parque de vivienda estancado y que está disparando el precio del sector.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios