Borrar
Parada de taxis en una avenida del centro de la capital de la provincia. Miriam Gil Albert
Alicante, la ciudad sin taxis

Alicante, la ciudad sin taxis

El sector anuncia paros para los días 24 y 31 de diciembre por la falta de la actualización de las tarifas y de control de las VTC | Las esperas en la parada para conseguir un vehículo pueden ser de más de 30 minutos

Martes, 20 de diciembre 2022, 07:06

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Es sábado por la tarde en Alicante, mediados de diciembre, y en la parada de taxis frente al Mercado Central y bajo los arcos de luces navideños se agolpan cuatro o cinco grupos que esperan a que llegue un vehículo, ¿el tiempo de espera?, más de media hora.

Y es que en la ciudad no encontrar un taxi de camino a casa empieza a ser lo habitual, ya sea en las paradas o a través del servicio de reserva telefónico.

El problema viene de largo, y ya en verano hubo escasez de este transporte que en algunos horarios, sobre todo de noche, se convierte en la única alternativa para moverse más allá del vehículo privado.

De hecho, durante el periodo estival el aumento del turismo provocó que fuera prácticamente imposible conseguir un taxi a través del servicio de reservas de Radio Tele Taxi Alicante. Una situación que desde las asociaciones explican por la gran afluencia de turistas en la ciudad.

«Lo que no se puede pretender es que todo el mundo esté comiendo las uvas y luego llame a un taxi y esperar a que haya un vehículo disponible en ese preciso momento"

Manuel Sánchez

Taxista

Sin embargo, la situación no da visos de mejorar de cara a estas fiestas. Los taxistas recuperaron el derecho al descanso de un día semanal a mediados de octubre, lo que supone de facto que siempre haya cierto número de vehículos inactivos. En un día laborable hay 429 taxis circulando en el área de prestación de Alicante.

Sin embargo, la administración da libertad para que el 24 de diciembre de 18.00 a 24.00 horas, el 25 de diciembre y el 1 enero trabajen todos, algo que no parece que vaya a solucionar los problemas de disponibilidad de este transporte.

"Por lógica, lo que no se puede pretender es que todo el mundo esté comiendo las uvas y luego llame a un taxi y esperar a que haya un vehículo disponible en ese preciso momento para todo el mundo a la vez", explica Manuel Sánchez, uno de estos conductores.

Entre las soluciones, aumentar las licencias de taxis, algo que ni los taxistas reclaman ni la administración prevé, ya que Alicante cuenta con 535 vehículos que deberían cubrir las demandas para la población. "Hay dificultad para encontrar empleados, no se han hecho carnets nuevos, pero no se dan las condiciones adecuadas para aumentar el número de taxistas", explica el presidente de la asociación Radio Tele Taxi, Paco Sánchez.

«Hay dificultad para encontrar empleados, no se han hecho carnets nuevos, pero no se dan las condiciones adecuadas para aumentar el número de taxistas»

Paco Sánchez

Radio Tele Taxi

Desde el sector insisten en que para estas Navidades las previsiones son moderadas, ya que la demanda ha bajado desde el boom del verano, sin embargo son conscientes de que en momentos como Nochevieja o Nochebuena y los días previos de las cenas de empresa entre semana hay picos de demanda. Aunque reconocen que durante este año en los días previos ha habido muchas más reservas o recogidas en parada de lo previsto.

No solo eso, sino que la situación este año será especialmente peliaguda por las huelgas que ha anunciado el sector para los días 24 y 31 de diciembre, en las que reclaman la regulación de las tarifas para 2023 adaptadas a la subida del precio del combustible y acciones contra el intrusismo de las VTC.

"Taxis hay, pero son fechas especiales, y nosotros somos personas y aunque muchos compañeros trabajan esos días, la demanda no es la de un fin de semana normal, hay como 10 veces más, y por ejemplo en Nochebuena y Nochevieja no hay ningún otro tipo de servicio público excepto el taxi", explican desde el sector.

Esta es justamente otra de las demandas del sector, reforzar otros servicios de transporte, como el Tram o el autobús, para facilitar la movilidad de la ciudadanía en estas fechas. Una opción que de momento no contemplan ni el Ayuntamiento de Alicante, que podría ampliar frecuencias y horarios a los autobuses municipales; ni la Generalitat Valenciana, respecto al tranvía.

"Lo que pasa es que en la Administración las decisiones son lentas, hemos estado con refuerzos hasta octubre, y ahora estamos pendientes de la regulación de los horarios de descansos, aunque este año los fines de semana están casi totalmente abiertos y pueden trabajar prácticamente la totalidad de la flota", explica Sánchez.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios