Borrar
Urgente Un detenido por un asesinato en Gata de Gorgos
Un ejemplar de pez murciélago de labios rojos, uno de los animales más raros del planeta. GTV/ Youtube
Los diez animales más feos: de la serpiente pene a la rata desnuda

Los diez animales más feos: de la serpiente pene a la rata desnuda

No todos los animales gozan de los cánones al uso, como el pez murciélago de labios rojos. Discover Wildlife acaba de publicar la lista de los diez bichos más feos del mundo

Sábado, 20 de mayo 2023, 00:18

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Hay animales que solo inspiran sentimientos tiernos cuando son crías. Otros los siguen inspirando de mayores. Sin embargo, algunas especies destacan por su rara apariencia o su singular manera de vivir y se les considera raros o feos. Existen 8,7 millones de especies de las que la revista Discover Wildlife ha elegido las diez más raras.

De todas destaca el extraño pez murciélago de labios rojos (Ogcocephalus darwini). Se trata de un pez con 'patas', pero que en realidad son las aletas pectorales con las que camina. En la boca cuenta con unos protuberantes labios que parecen pintados con carmín y despiden una sustancia para atraer a las presas.

Un clásico en este tipo de clasificaciones pez globo (Psychrolutes microporos), especie que vive a 1.200 metros de profundidad y se caracteriza por tener una enorme 'narizota'. A partir de esa misma profundidad y hasta los 5.000 metros reside el raro cerdo marino (Scotoplanes genus). Pertenece a la familia de los pepinos de mar, pero se asemeja más a una babosa translúcida que se desplaza con unas patas tubulares.

El pez globo.
El pez globo. Insider Science

Casi en la superficie acuática se encuentra la tortuga de Florida con caparazón blando (Apalone ferox). Tiene un aspecto gracioso con una cabeza que le da una imagen muy amigable. Este reptil puede vivir bajo el agua todo el tiempo, respirando por el 'snorkel' que lleva en la nariz. Sus patas son muy palmeadas, lo que la convierte en una buenas nadadora.

También rara es la serpiente pene (Atretochoana eiselti). Su nombre lo dice todo. Pero no es una serpiente pese a su morfología. Es un ceciliano, un anfibio con cuatro minúsculas extremidades. Esta es la única de su especie sin pulmones.

La serpiente pene.
La serpiente pene. Wikimedia Commons

Extraño es el delfín Irrawaddy (Orcaella brevirostris). Cuenta con una cara redonda y una boca en forma de sonrisa de oreja a oreja. Este cetáceo sorprende a navegantes en los estuarios de los ríos asiáticos.

De tierra adentro

Curioso animal es el tenrec rayado de tierras bajas (Hemicentetes semispinosus). Por su aspecto se parece más a un abejorro que a una mezcla de ratón y erizo. Este animalito, endémico de Madagascar, presenta unas púas coloridas y muy afiladas a modo de autodefensa.

Quien sí pertenece a la familia de los roedores es la rata/topo desnuda (Heterocephalus glaber). Sin piel, parece a simple vista una cría recién parida. Destacan sus dos desarrollados incisivos que sobresalen de su boca. Vive en colonias, como si de una abeja o una avispa se tratara.

La rata desnuda.
La rata desnuda. R.C.

Mucho más grande que este roedor es el antílope saiga (Saiga tatarica). Natural de las zonas semidesérticas de Asia, destaca su gran narizota, tipo arce canadiense. Esta protuberancia hace las funciones de catalizador ante el calor, el frío y las tormentas de arena

El antílope saiga.
El antílope saiga. AFP

No menos curioso es el potoo (Nyctibiidae family), especie que representa a las aves en esta lista de los más raritos de la naturaleza. El potoo vive perfectamente mimetizado en los troncos de los árboles de América Central y del Sur. Como los búos duerme de día y es cazador nocturno de insectos.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios