Borrar
El buque británico 'Martin Luanda' fue alcanzado por un misil el pasado sábado. Reuters
La UE prevé lanzar el próximo día 17 su misión militar para escoltar a los barcos en el mar Rojo

La UE prevé lanzar el próximo día 17 su misión militar para escoltar a los barcos en el mar Rojo

Borrell advierte a los países que renuncian a la operación, como España, que «se echen a un lado» y no pongan vetos

Miércoles, 31 de enero 2024, 14:37

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

La Unión Europea lanzará en apenas dos semanas, el próximo día 17, su misión de protección a los buques comerciales sometidos al acoso de los rebeldes hutíes en el mar Rojo. El Alto Representante de la Unión Europea para Política Exterior, Josep Borrell, hizo este anunció este miércoles, poco antes de entrar en una reunión con los ministros de Defensa de la UE con quienes tenía previsto cerrar los detalles del dispositivo. El jefe de la diplomacia ya había advertido de antemano que no esperaba discusiones de calado. Los países comunitarios tienen libertad de elección para participar en esta «importante» operación y el que no lo haga solo debe «echarse a un lado», dijo.

La Unión no quiere que este delicado asunto, pues el viejo continente es un gran perjudicado de los ataques hutíes a los mercantes, se transforme en gasolina política para generar discrepancias entre los socios comunitarios o dentro de cada gobierno, como ha sucedido entre los ministros de Defensa y Exteriores españoles. Anoche siete países habían respondido afirmativamente al emplazamiento para tomar parte en la misión, bautizada con el nombre de Aspides, cuyo significado puede traducirse como escudo.

España sigue sin contemplar su participación en esta nueva iniciativa, según fuentes diplomáticas, de la misma manera que tampoco se sumó en diciembre a la organizada por Estados Unidos, pese a que entonces el propio Pentágono incluyó al país en su lista de aliados. La razón es que los militares españoles ya trabajan en otros teatros internacionales en misiones «con las que estamos firmemente comprometidos», según ha explicado la ministra de Defensa, Margarita Robles. El Gobierno si estaría dispuesto a enviar oficiales de enlace, tal y como han hecho Países Bajos y algunas otras naciones en el operativo estadounidense.

Los titulares de Defensa debatían la noche de este miércoles en Bruselas los términos del plan. Antes de la reunión, Borrell admitió que todavía no se habían concretado cuántos países cooperarán y con qué medios, pese a que en principio se baraja desplazar tres navíos. Francia, Grecia e Italia se han postulado para liderar la expedición y acoger su cuartel general. Alemania y Bélgica han desvelado también su interés en integrarse en este dispositivo.

30% es el volumen

de tráfico comercial que ha descendido en el mar Rojo ante la renuncia de los operadores a cuzarlo.

Aspides se centrará en escoltar a los mercantes y petroleros que navegan por el mar Rojo. A diferencia de Estados Unidos y el Reino Unido, que han pasado en varias ocasiones a la ofensiva contra los hutíes, el rol europeo será defensivo. No fomentará ataques contra los rebeldes. Sus buques podrán repeler los cohetes, drones y misiles disparados por estas milicias, pero no tomar la iniciativa de un bombardeo o una operación terrestre contra sus posiciones. «El objetivo es proteger los barcos, la interceptación de los ataques contra ellos, no participar en ningún tipo de acciones contra los hutíes, más que bloquear sus ataques», enfatizó el jefe de la diplomacia.

Reticencias

La experiencia estadounidense ha permitido a Bruselas percatarse de las reticencias de bastantes gobiernos europeos al proyecto de crear una flota militar poderosa y lo más amplia posible, pese a los fuertes intereses comerciales del continente en el tráfico marítimo del mar Rojo. Borrell evitó hacer llamamientos al estilo del Pentágono, pero sí dejó claro que quienes cuestionan la operación no podrán vetar el envío de una flotilla. «No todos los Estados miembro participarán, pero nadie obstruirá. Los que no quieran participar solo tienen que echarse a un lado».

Parece previsible que la UE aprovechará el despliegue de fragatas que algunos socios como Alemania, Francia e Italia han hecho en la región. Bruselas mira a la operación 'Agenor', liderada por París y que patrulla desde hace tres años el Golfo Pérsico y el estrecho de Ormuz con el fin de garantizar la libertad de navegación. Aparte de Francia, la misión agrupa a Bélgica, Alemania, Dinamarca, Italia, Grecia, Holanda, Noruega y Portugal.

Revés económico

Los ataques hutíes están «afectando a los precios», dijo Borrell, y «muchas empresas europeas nos pidieron esta misión porque su modelo de negocio sufre mucho»

Rutas vitales

«Las rutas para el suministro vital de alimentos y ayuda están amenazadas», alertó este miércoles el ministro británico David Cameron, en misión diplomática en Arabia Saudí y Yemen.

Borrell urgió a ser «rápidos» y agilizar los preparativos para que el operativo comience el día 17 sobre el terreno. La propia fecha representa un ejemplo del deseo de la UE de acelerar el proceso -un mes después de que EE UU y sus aliados empezaran a patrullar frente a la costa yemení-, puesto que Bruselas no tenía previsto abordar los detalles hasta el Consejo de Asuntos Exteriores del 19 de este mes. Pese a que quedan por concretar numerosos detalles logísticos, fuentes diplomáticas sostienen que la posibilidad de partir del plan 'Agenor' como base facilitaría los pasos.

La protección de los mercantes y petroleros es esencial para la economía mundial. Aparte del crudo, un 30% del tráfico mundial de contenedores pasa por el mar Rojo. O lo hacía, ya que ahora los principales operadores optan por rodearlo por el cabo sudafricano de Buena Esperanza, con el consiguiente incremento de los precios. El anuncio de Borrell coincidió con la última escaramuza en estas aguas. Los hutíes intentaron hundir, infructuosamente, el destructor estadounidense 'USS Gravely', después de que éste derribase un misil anterior lanzado por los rebeldes desde la costa.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios