Borrar
El Ibex recupera el optimismo pero fracasa en el asalto a los 9.300 puntos

El Ibex recupera el optimismo pero fracasa en el asalto a los 9.300 puntos

El selectivo resiste a una jornada marcada por los resultados de Telefónica y la caída del petróleo, con el Brent por debajo de 80 dólares

Miércoles, 8 de noviembre 2023, 13:03

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El Ibex-35 recupera el signo positivo con una subida del 0,52% que, sin embargo, fue insuficiente para alcanzar los 9.300 puntos. En concreto, el principal indicador de la Bolsa española cerró el miércoles en 9.283 enteros.

En todo caso, el selectivo logra sacudirse las pérdidas de las dos últimas jornadas, gracias al empuje de grandes valores como IAG, Inditex, y el sector bancario, que lideraron la parte alta de la tabla en una jornada que estuvo muy marcada por la presentación de cuentas trimestrales de Telefónica, así como de su nuevo Plan Estratégico.

Los títulos de la operadora, que llegaron a subir cerca de un 3% tras publicar toda la información, despiden finalmente la sesión con una caída del 0,4% hasta los 3,68 euros por acción. La compañía anunció un beneficio de 502 millones en el tercer trimestre, un 9,3% más. No obstante, de enero a septiembre el beneficio se situó en 1.262 millones entre enero y septiembre, un 15% menos.

No obstante, a los inversores parece haberles gustado las previsiones a futuro de la operadora. En su nueva hoja de ruta, prevé una generación de caja de 5.000 millones en 2026 y garantiza un dividendo mínimo de 0,3 euros por acción.

Con los resultados empresariales captando todo el protagonismo del mercado, las referencias macro volverán en las próximas jornadas a ocupar la atención de los inversores. Este miércoles se conoció una caída del 0,3% en las ventas minoristas de septiembre en la zona euro, una décima más de lo esperado.

El temor a la desaceleración económica sigue pesando en el ánimo del parqué, que ya descuenta desde hace días que los bancos centrales han llegado al fin de su ciclo de subidas de los tipos de interés. Esta perspectiva se está reflejando en una mayor relajación en los intereses de los bonos que cotizan en los mercados secundarios, y que vienen a indicar lo que los inversores están dispuestos a pagar por comprar deuda de un país.

El interés del bono estadounidense a diez años, por ejemplo, cotiza en el 4,55%, lejos ya del 5% que llegó a superar en recientes máximos. En Alemania se mantiene en el 2,61%, mientras que el bono español a diez años se sitúa por debajo del 3,66%.

Otro de los efectos de esos temores al enfriamiento económico se está dejando notar en el mercado de materias primas, donde el precio del petróleo sigue a la baja con el barril de Brent, de referencia en Europa, por debajo ya de los 80 dólares, mínimos de más de tres meses, mientras que el West Texas estadounidense rondando los 75 dólares.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios