Borrar
Imagen de la playa de Poniente de Benidorm Visit Benidorm
Ya es Semana Santa en Benidorm

Ya es Semana Santa en Benidorm

La ciudad comienza la operación para dejar sus arenales listos ante la primera gran oleada turística del año

Jueves, 1 de febrero 2024, 14:31

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Como ocurre con los famosos centros comerciales más conocidos de nuestro país, Benidorm maneja, para muchas cosas, tiempos que nada tienen que ver con los que marca el calendario. Así, nada más inaugurar el mes de febrero, la capital turística ya se ha situado en plena Semana Santa o, al menos, así lo están haciendo sus principales playas toda vez que el Ayuntamiento de la ciudad ha comenzado con los trabajos para dejarlas en perfecto estado de revista antes de que desembarque allí el grueso de la primera oleada turística del año a finales de marzo.

La concejala del área, Mónica Gómez, ha explicado que «aprovechando el momento de menor afluencia de personas a las playas se están realizando mejoras en los puntos de playas accesibles y se está procediendo a la limpieza intensiva de los arenales».

Desinfección solar

Gómez ha detallado que «desde el 15 de enero se ha retirado de las playas de Levante, Poniente y Mal Pas todo el mobiliario, hamacas, sombrillas y demás, para cribar la superficie de las playas y así voltear la arena». Ese volteo hace posible que «con la acción ultravioleta del sol se produzca una desinfección natural de la arena, al tiempo que se consigue nivelar las playas y ponerlas en perfecto estado de cara a la Semana Santa y al resto del año».

La responsable de Playas ha explicado que «estas labores de limpieza se prolongarán, como esta habitual, hasta el 15 de febrero, momento en que se volverá a instalar todo el mobiliario». También para esa fecha habrán finalizado las actuaciones de mejora en los tres puntos de playas accesibles.

Según ha señalado Gómez, «en el punto del Parque de Eleche, el más demandado, se han instalado toldos laterales con los que en los días de viento mejoramos el confort de los usuarios, que nos habían hecho llegar esta petición». Una vez completada la colocación de estos toldos, se está procediendo estos días al repintado del pavimento de este punto de playas accesibles, tarea que ya se ha completado en Levante y que también está prevista en La Cala.

La edil ha recordado que «las mejoras que en los últimos años hemos emprendido en los tres puntos de playas accesibles para asegurar que la experiencia de los usuarios sea cada vez más confortable y gratificante son prioritarias». Entre las actuaciones está el incremento de la superficie de las instalaciones, la adquisición de nuevas sillas anfibias, la renovación del suelo y las pasarelas de acceso o, como en este caso, la colocación de toldos».

Playas accesibles

Sobre el servicio de playas accesibles, Gómez ha incidido en que «son uno de los servicios referencia de nuestras playas». Así, ha agregado que «Benidorm fue pionera hace más de dos décadas, facilitando el baño a personas con diversidad funcional o que presentan problemas de movilidad y convirtiendo con ello a nuestras playas en toda una referencia en materia de accesibilidad mundial». Con el paso de los años, «muchos municipios costeros han ido incorporando este servicio, si bien los puntos de playas accesibles de Benidorm tienen la particularidad de mantener su actividad durante todo el año, estando siempre atendidos por personal cualificado».

La demanda de este servicio se confirma con los datos de uso de 2023, en el que cerca de 18.000 personas utilizaron las playas accesibles de Benidorm.

Los datos facilitados por la edil indican que «en los meses de mayor afluencia más de 2.300 personas pasan cada mes por los puntos de playas accesibles». Es el caso de los meses de junio -2.472 personas-, julio -2.360-, agosto -2.296- y septiembre -2.347-, momento en que el servicio está atendido por tres socorristas en cada uno de los puntos. Gómez ha explicado que «la demanda es constante y sostenida a lo largo del año». De hecho, en los meses de enero y julio, en los que se suelen registrar las temperaturas más bajas en Benidorm, «se superan los 400 usuarios» y «noviembre y diciembre se cierran con 700 usuarios o más».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios